Y el mal toca a tu puerta…

“El mal está en casa y regularmente nosotros le abrimos la puerta”

En las pasadas elecciones a gobernador del Estado de México, a la Presidencia del país, a… [inserte aquí la de su preferencia] y a menos que la realidad nos sorprenda gratamente con otra cosa: ganó el PRI*. Esto trajo a mi mente una vieja leyenda nórdica, que sería retomada después por la cultura vampírica heredera de la línea de Bram Stoker: Al mal hay que abrirle la puerta.

Según las culturas del norte europeo, los demonios [por ejemplo, el Krampus, la versión maligna de San Nicolás] deambulan por las calles del pueblo y pueden atacar a los paseantes, pero cuando han visualizado a una víctima que puede serles de mayor utilidad, es necesario entrar a su casa. Pero una intromisión les resulta fatal.

Los demonios no pueden entrar a una casa a la que no han sido invitados. Esta cualidad e traslada a los vampiros y poco a poco ha cobrado fuerza en la cultura popular. Ya en los años 60 del siglo pasado, un programa de la vieja serie Dimensión desconocida retomaría el asunto. Varias décadas después, una cinta de terror sueca, dirigida por Tomas Alfredson y basada en la novela de John Ajvide Lindqvist, lo haría mucho más evidente ¿el título?: Déjame entrar.

Esa película toma especial importancia en unos años donde la mitología vampírica se veía sumamente alterada, por no decir menguada, por la saga Crepúsculo. Es la historia de una chica de 12 años “aproximadamente” que entabla amistad con un niño residente de un pueblo pequeño. No diré más para que la busquen y, sin que les arruine una de las máximas películas del género, la disfruten al máximo.

Déjame entrar es la consigna que demonios, espíritus y vampiros, esgrimen para poder hacer daño.

Incluso en términos más terrenales, lo mismo ocurre. Expertos del robo a casas, como el mítico Efraín Alcaraz Montes de Oca “El Carrizos”, aseguran que jamás entrarán a un hogar en el que no sepan qué hay. Antes, los ladrones o algún enviado menos atemorizante tuvieron que haber estado allí y saber a ciencia cierta que había algo por lo que valía arriesgarse.

En términos nuevamente cinéfilos, el más simple ejemplo es cuando los niños se tapan debajo de las sábanas y están a salvo mientras no salgan de ahí. Una vez fuera, la entidad maligna puede atacarles.

Hace unos días, viendo televisión [sí, así de anacrónico soy a veces] en un capítulo de La ley y el orden. Unidad de víctimas especiales, la protagonista sentenciaba, ante los cuestionamientos de uno de sus policías sobre en dónde se esconden los pedófilos, si acaso son depredadores callejeros: “el mal está en casa y regularmente nosotros le abrimos la puerta”.

También hay un máxima en términos de superación psicoemocional: nadie puede hacerte sentir mal, sin tu consentimiento: “nadie puede hacerte daño si tú no le dejas”. Es real.

La literatura, el cine, la televisión, son ejemplos claros de cómo operan los demonios: con nuestro permiso. Pero en todas esas versiones, los ayudantes de Luzbel tienen poderes limitados y su daño es nada. Incluso los viejos ladrones de casa, aquéllos que tenían un código de honor extraño en el cual buscaban no hacer daño corporal a sus víctimas.

Pero ahora, en los tiempos modernos, las cosas han cambiado, parece que hacer el mayor daño posible es la consigna. Y aun así son infiernos menores.

El mayor daño está con los malditos de traje y corbata, espíritus infernales que son capaces de mandar al infierno de la miseria a miles de personas con un solo gesto. Y a los que, ineludiblemente, cada determinado tiempo, les abrimos la puerta, los dejamos entrar…

Como en el Estado de México, o en la presidencia de la República. Pero esas son historias de terror que sobrepasan la ficción de la cual nos ocupamos siempre en estas líneas. Así que mejor nos despedimos, antes de que el averno nos alcance.

Pablo “Mácrom” Saldaña Amador
@ArbolHueco

Investigadores y artistas disertan sobre el grafiti

Cortesía INAH

Con la finalidad de abordar las obras artísticas de los creadores callejeros desde una perspectiva documental y empírica, a partir de hoy y hasta el 1 de junio en la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH), se lleva a cabo el 5to. Congreso Transdisciplinario Estéticas de la Calle, bajo el temaDiversidad y complejidad en el grafiti como práctica cultural-urbana”.

 El profesor del posgrado en antropología social de la ENAH y coordinador del evento académico, Marco Tulio Pedroza, indicó que la actividad busca conocer y registrar los testimonios de las personas que han investigado sobre el grafiti, así como promover la recuperación de espacios públicos.

Recordó que durante las ediciones 2012 y 2014, se incluyó en el programa la exhibición de las muestras Graffiti is a Classic, de una marca nacional de aerosoles, y La vieja escuela del graffiti, del fotógrafo Henry Chalfant.

Para 2015, el comité organizador empezó a configurar su propio acervo y generó una exposición bajo el título Style-graff, compuesta de 60 lienzos sobre madera de 50 por 60 centímetros, con el objetivo de dejar plasmado en ellos la caligrafía diseñada por los artistas callejeros de la Ciudad de México y de otras naciones, como Brasil, Francia, Suiza y Guatemala.

El profesor de la ENAH, cuya línea de investigación es el análisis del discurso y semiótica de la cultura, señaló que para este año se ha logrado conformar una segunda serie constituida por 65 obras bajo el mismo estándar que la anterior, denominada Urban grafic style, la cual se exhibe en el área de la Media Luna de la escuela.

Esta nueva colección hecha por artistas y escritores principalmente de la capital del país y del estado de Veracruz, tiene como eje principal el sentido de la imagen, ya que a decir de Marco Pedroza, resulta interesante identificar las diferencias que hay de fondo, relleno, destello y efecto dentro del grafiti, con respecto a otras expresiones como el realismo, cubismo o impresionismo.

Comentó que el propósito de generar un acervo a partir de creaciones contemporáneas, obedece a la necesidad de establecer relaciones internacionales e impulsar el movimiento para que gane terreno en el campo museístico, ya que en la mayoría de los casos, estas manifestaciones aún se perciben como vandalismo y no se les da el valor que merecen.

En la Media Luna también se presenta la antología pictórica Similaridad… Un canto al entardecer de los cuerpos, del artista brasileño Josemar Blures de Souza, quien por medio de ocho pinturas da cuenta de su historia a través del grafiti y de cómo llegó a la simbiosis entre geometría, diseño y cuerpo.

El congreso inició con dos conferencias magistrales que abordaron la perspectiva ideológica, función social y política del arte urbano alternativo. También se proyectó el documental Manifiestos Ags, y cerró con un conversatorio sobre el libro Muro que ladra sí muerde, grafiti, placazo y mural callejero en Aguascalientes, de la maestra en arte contemporáneo, Zyanya López, y el sociólogo Antonio Guerrero.

Para el 31 de mayo a las 10:00 horas se desarrollarán dos mesas de análisis cuyo tema central es el grafiti como herramienta del espacio urbano. Por la tarde, se presentarán los cortometrajes Cortando un sueño a la vez y San Pancho mi casa grande, este último trata de la expresión gráfica callejera como una opción para informar a los vecinos del barrio de San Francisco Tultengo, Ciudad de México, sobre su pasado histórico y revitalizar así sus costumbres y tradiciones.

La jornada del día concluirá con la presentación del libro All city queens, que da a conocer el arte callejero femenino a través de paneles, bombings, producciones, entrevistas, biografías y ensayos de escritoras, crews o grupos alrededor del mundo.

El 5to. Congreso Transdisciplinario Estéticas de la Calle finalizará el 1 de junio con una charla donde los propios creadores callejeros manifestarán su visión sobre los tags o firmas sobre la pared, y las razones por las que se  inmiscuyeron en este movimiento underground, considerado contracorriente de los circuitos comerciales o expresiones culturales tradicionales.

Paralelamente al programa académico, se montó una expo-grafiti en la barda perimetral del Centro Cultural Ollin Yolliztli (Piedra Imán y Piedra Alumbre, colonia Isidro Fabela, Tlalpan, Ciudad de México), espacio en el que también se puede disfrutar de conciertos musicales al aire libre de 18:00 a 20:30 horas.

Asimismo, los visitantes tienen la opción de recorrer un tianguis cultural donde se subastan artículos como aerosoles, ropa, y accesorios producidos por marcas con largas trayectorias en el mercado, así como otras de reciente creación y algunas independientes. La instalación está dispuesta en la explanada principal de la escuela.

Como actividad complementaria, se imparten talleres a fin de acercar al público a las diversas técnicas usadas por los grafiteros, en ellos se enseña el dibujo con marcadores caseros, esténcil de gran formato, tipografía análoga, diseño de letras y fundamentos esenciales de una creación para niños. Cupo limitado a 12 personas (es requisito indispensable que el participante lleve su propio material de trabajo).

La Escuela Nacional de Antropología e Historia se ubica en Periférico Sur y Zapote s/n, colonia Isidro Fabela, Tlalpan, Ciudad de México.

Llega a México “Sword Art Online: Ordinal Scale”

Cortesía Arcade Media

Sword Art Online: Ordinal Scale es una continuación directa y arco clave dentro de la historia creada por Reki Kawahara, que fuese publicada originalmente en formato de novela breve en 2009, y transmitida como anime por primera vez en la televisión japonesa en 2012. De forma rápida, la saga causó un gran revuelo a nivel internacional por plantear un historia novedosa, retadora y emotiva, enfocada en el entretenimiento actual. Motivo por el cual alcanza cifras similares a las de Dragon Ball, One Piece y Death Note.

Aniplex, Genco, Arcade Media y Kora International se encuentran honrados y orgullosos de presentar este excelente título a nivel nacional durante mayo. Proyectado por primera ocasión con las voces en español latino que tendrá la saga en nuestro territorio, con proyecciones disponibles en ambos idiomas, que estarán divididas en 50% para mayor comodidad de los fans de la serie y público nuevo, que tendrá su primer acercamiento a la saga por medio de esta cinta.

La película contará con un excelente trabajo audiovisual que de estas funciones algo único e irrepetible. Por primera ocasión, en la región llegará una animación japonesa en video 4K y con audio en 5.1, cambiando y renovando la experiencia en cine de este género.

La preventa se realiza en las taquillas de los Cinemex sede y  en línea.

Para más detalles de los cines con proyecciones y horarios, consulta las redes sociales de @ArcadeMediaMX y @Cinemex.

Sinopsis

En 2026, un dispositivo llamado Augma es creado para competir con NerveGear y ser su sucesor, pero Augma no cuenta con una inmersión completa, en su lugar funciona con realidad aumentada (AR) para otro tipo de experiencia de juego. Es seguro, amigable y deja a sus usuarios jugar mientras permanecen conscientes. Siendo un éxito comercial, el juego más popular del sistema es Ordinal Scale (OS), un juego de rol masivo en línea, exclusivo de Augma. Asuna y sus amigos llevan tiempo jugando Ordinal Scale, pero descubren    que Ordinal Scale no se trata sólo de juego y diversión, hay algo más grande que deberán enfrentar.

Ficha técnica:

Sword Art Online: Ordinal Scale

Reparto: Yoshitsugu Matsuoka, Haruka Tomatsu, Sayaka Kanda y Yoshio Inoue

Director: Tomohiko Ito

País: Japón

Año: 2017

Clasificación: Pendiente

Duración: 119 Minutos

Género: Acción / Ciencia Ficción

Arte Espaciado encabeza el Festival El Niño y la Tierra

Luis Dinorín

Liliana Sosa Richaud tuvo la idea de crear un espacio para promover eventos culturales en Puebla y en San Martín Texmelucan. Para realizarla, cuenta con el apoyo incondicional de sus amigos, Moisés Irineo Guzmán y Aline Karina Suárez Tejada, quienes gestionan desde la capital del estado. Los tres son responsables de Arte Espaciado, una especie de Foro Cultural móvil o ambulante, pues va a donde le permitan.

Con menos de seis meses de haber iniciado el proyecto, los jóvenes serán responsables de las actividades que se realizarán en el marco del Festival El Niño y la Tierra, en las instalaciones del Parque Ecológico El Chamizal, de San Martín Texmelucan, en el que habrá talleres, música, teatro, círculos de lectura, exposiciones, pintacaritas y hasta papalotes.

El cine club

El cine es un tema de gran interés para los integrantes de Arte Espaciado y por ello, han realizado proyecciones de películas de directores y creadores mexicanos, aunque, algunos no son tan conocidos, forman parte del catálogo de su propio Cine Club México, un proyecto que también es ambulante y que ha llevado cintas de diversos géneros a escuelas y a unidades habitacionales, entre otros sitios.

Los talleres

Los jóvenes entusiastas de Arte Espaciado también imparten talleres de cineminuto y de cámara estenopéica, especialmente entre el público infantil de diversos sitios. Los costos de estos talleres pueden ser de entrada libre, o entre 30 y 100 pesos, todo con la finalidad de generar interés en los pequeños por el mundo del séptimo arte.

A futuro

Arte Espaciado viajará con su cine club a Morelia, en Mayo y, como prensa, al Festival de Cine en Pachuca, Hidalgo, para vivir e intercambiar experiencias con otros gestores culturales. Ellos promueven cualquier disciplina considerada artística o cultural, además de dar a conocer la propia ciudad de Puebla en el ámbito turístico, siempre de una manera original. Los integrantes quieren que el proyecto crezca en número y alcance, esa es una de las metas a corto plazo de Arte Espaciado.

Pronto, El Muro Magazine tendrá más noticias de Arte Espaciado, en las que se difundirán sus próximos eventos. ¡Estén pendientes¡

También les dejamos el promocional de Arte Espaciado para el Festival El Niño y la Tierra.

Lo que unos ven inservible, para un niño puede ayudar a conservar la vida. Aquí nuestro promocional audiovisual para el festival "El niño y la Tierra" Nos vemos el próximo domingo 30 de abril en punto de las 12:00 hrs.en San Martín Texmelucan. ¡ENTRADA LIBRE!

Posted by Arte Espaciado on Tuesday, April 25, 2017

Alistan actividades para conmemorar el centenario del natalicio de Violeta Parra

Cortesía Cenart

Para conmemorar el 100 aniversario del natalicio de la cantautora, pintora, escultura, bordadora y ceramista chilena Violeta Parra (1917-1967), el Centro Nacional de Investigación, Documentación e Información Musical Carlos Chávez y la Coordinación de Música y Ópera del INBA, en colaboración con la Embajada de la República de Chile y el Centro Nacional de las Artes (Cenart) presentan un concierto, una proyección y una conferencia que revisa el legado de la folclorista sudamericana.

Violeta Parra es, sin duda, una de las grandes creadoras que América Latina le dio al mundo en el siglo XX. Su obra polifacética trasciende y perdura. Sus canciones, de profunda riqueza poética, originalidad melódica y sorprendentes armonías se mantienen vigentes en el repertorio de muchos de los cantantes destacados a nivel mundial, así como en el gusto de millones de melómanos.

Además de una artista excepcional, Violeta Parra fue una investigadora del folclor chileno; su obra recopilada es inmensa y comprende numerosos géneros, como tonadas, parabienes o villancicos. Su labor de difusora de la expresión del pueblo campesino la volcó en composiciones musicales como Casamientos de negros(1955),Yo canto la diferencia (1961), Una chilena en París (1965), Qué dirá el Santo Padre (1965), Rin del angelito (1966), Run run se fue pal Norte (1966), Volver a los diecisiete (1966) y Gracias a la vida (1966), muchas de las cuales han sido grabadas por importantes intérpretes.

La celebración por el centenario de su nacimiento inicia el miércoles 26 de abril, a las 17:00 horas, en el Aula Magna José Vasconcelos del Cenart, donde se realizará la conferencia “La herencia del siglo de oro en la lírica de Violeta Parra”, que será impartida por el Investigador del Cenidim Eduardo Contreras Soto.

En dicha conferencia, Contreras revela que una de las muchas cualidades que poseen las canciones de Violeta Parra es el manejo original y propositivo que sus letras tienen de formas originadas o perfeccionadas durante el Siglo de Oro de nuestra tradición literaria (ss. XVI-XVII).

Si bien hay formas de esa época que han mantenido su vigencia en la poesía y el canto de todos los tiempos, lo mismo en el registro culto que en el popular, el mérito especial de Violeta Parra es que haya logrado con sus canciones algo equivalente a lo que lograron los poetas de aquel pasado legendario: ser aplaudida, admirada y apreciada lo mismo por lectores de ámbitos académicos que por el público masivo en general”, explica Contreras Soto.

El jueves 27 de abril, también en el Aula Magna José Vasconcelos del Cenart, a las 18:00 horas, se proyectará la película Violeta se fue a los Cielos  (2011), dirigida por Andrés Wood en una adaptación libre del libro homónimo de Ángel Parra.

Esta cinta, ganadora del Gran Premio Internacional del Jurado en el Festival de Cine Sundance, Estados Unidos, 2012, narra la historia de Violeta Parra, una chica que es visitada por sus sueños, vivencias e ilusiones. Está viva, pero quizás está muerta, eso abre una gran expectativa en la que nos vamos enterando poco a poco de sus secretos, miedos, frustraciones y alegrías.

Finalmente, el viernes 28 de abril, a las 18:00 horas, en la sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, se realizará un concierto a cargo del Cuarteto Latinoamericano y Javiera Parra, una de las cantantes chilenas con más discos vendidos en Latinoamérica con más de sesenta mil copias.

 Actualmente, Javiera Parra está en un proyecto musical, junto a su hermano Ángel y otros intérpretes chilenos, llamado “Las últimas composiciones de Violeta Parra”, en el que reviven el último disco publicado por Violeta, con los mismo instrumentos y estilos que se utilizaron en la versión original.

Las actividades de Violeta Parra 100 años, del 26 y 27 de abril en el Cenart son gratuitas, mientras que el concierto de la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes tendrá un costo de $20 pesos por persona.

Foto: Internet

Nos encontraremos “En este rincón del mundo”

HK Cinthia

Ciudad de México.- Los mexicanos tienen el privilegio de ver la multipremiada cinta En este rincón del mundo (Kono sekai no katasumi ni), a unos cuantos meses de su estreno en Japón, con lo cual la República Mexicana es el primer sitio extranjero donde se exhibe.

Al debut del filme, en Cinemex Antara Polanco, acudieron Akira Yamada, embajador de Japón en México; Taro Maki, productor de Genco Inc.; Sunao Katabuchi, director de la película; Rena Nounen, seiyuu que interpreta a Suzu; Erika Langarica, actriz que presta voz a Suzu en la versión en español; directivos de Arcade Media, así como representantes de All Nippon Airways (ANA), entre otras figuras.

Hola, soy Katabuchi”

Emotivo fue el saludo que dirigió el director de En este rincón del mundo a los mexicanos, antes de hablar sobre su filme: “Es una historia hecha a partir de muchos lugares. Cada persona tiene un rincón, suyo. Es una película hecha a partir de la Segunda Guerra Mundial. Es la historia de Suzu, quien busca su propio rincón, el cual, es una cosa muy pequeña, pero muy importante. Cada quien tiene un rincón. Después de ver la película, cada quien descubrirá su rincón, su lugar”.

Asimismo, al preguntarle al director por qué se estrenó la cinta animada en México antes que en otro país extranjero, respondió que durante el Festival Internacional de Cine Aguascalientes, en 2014, donde fue uno de los invitados especiales, pudo hacer amistades y quedó complacido con los mexicanos, resultando este país el favorito de la terna en la cual también estaban Estados Unidos y Francia.

Aunque el largometraje, inspirado en el manga homónimo de Fumiyo Kōno, es una nueva interpretación de los hechos bélicos que marcaron a los habitantes de Hiroshima, el director japonés descartó simbolismos en el filme: “No quise poner algo simbólico en la película. Quise creer que Suzu sí existió en esa época. La película es como un documental de la época. Por favor, no piensen en la película como una historia de hace muchos años”.

Como un favor especial, Katabuchi hizo una petición al auditorio: “Hay algo que debo pedir, aunque no se trata de una película de Hollywood, ya que al final habrá una sorpresa. Hay muchos tipos de películas, pero ésta es muy especial, y cada quien obtendrá una suerte al final”.

Emoción y reflexión

Tanto Erika como Non, las actrices que prestaron su voz a Suzu, mostraron su emoción al participar en la película.
Erika dijo que el filme es una invitación a la reflexión: “Es una película muy hermosa, basada en un suceso de hace 70 años. Espero que sea una forma de reflexión y una lección para amarnos y respetarnos”. También enfatizó en la necesidad de paz en la época actual.

En tanto, Non, con los sentimientos a flor de piel, expresó que se trata de una cinta muy especial, por lo cual estaba emocionada por compartirla en México. Agregó que en la animación, todos los personajes disfrutan la vida a su manera. “Representa la vida cotidiana en una época difícil, por eso la considero importante para todos”, dijo y agregó que, personalmente, uno de los momentos más importantes es compartir los alimentos, lo cual se refleja en el filme.

México y Japón refuerzan sus lazos amistosos

Durante su turno, el embajador Yamada destacó que las relaciones económicas, políticas, culturales y deportivas entre ambos países han aumentado.

“Ahora podemos ver la película más apreciada [en la actualidad] en Japón […] A través de la película, espero que haya más presencia de Japón en México”, dijo el embajador Yamada, quien también mencionó la posibilidad de acortar la distancia entre ambos países a través del nuevo vuelo Japón-México a través de ANA.

Respecto a la animación, Yamada dejó clara la calidad con la que cuenta: “Sólo hay películas buenas o interesantes y no buenas. La mayoría de los japoneses, incluyéndome a mí, no hacemos una distinción entre animación y actores reales”.

Por último, Arcade Media invitó al público a apreciar este largometraje, ya que de esta forma se contribuye a que más trabajos nipones lleguen a la pantalla grande de este país.

En este rincón del mundo se exhibirá en diversas salas de Cinemex de la República Mexicana a partir de este 10 de marzo, como un previo a la primavera, sembrando una semilla en nuestros corazones.

おかえりなさい n.n (bienvenido)

“Hitoshi.

Yo ya no podré estar aquí. Voy hacia adelante en cada instante.

No hay más remedio, es el flujo del tiempo que no puede detenerse. Seguiré”.

Kitchen. Banana Yoshimoto.

Para entender el comienzo, la patadita a la popa del barco en el cual me subí, tendría que remontarme a los cinco años, cuando por primera vez mis manos y ojos captaban la “diferencia”, una edad que puedo ubicar objetivamente, ya que esos fotogramas resultaron más tenaces y, ahora, tan frescos como aquellos donde me veo haciendo trufas o comiendo taquitos de atún con mayonesa en el jardín de niños. Pero he elegido el tiempo subjetivo. Es decir, en adelante estableceré un orden para contar aquellos recuerdos. Ahora entiendo que hay momentos a los que uno se aferra y zarpar con ellos es necesario.

Tenía diez. Mis hermanos eran mi mancuerna o, mejor dicho, yo la de ellos. Como a la mayoría de los chiquillos, la claridad del día nos espantaba el sueño. El desayuno vendría después de las 8 a.m. Y como cada primer día libre de dos, el sábado nos gustaba tanto porque hacíamos nuestra voluntad: abandonábamos la cama y avanzábamos a la sala, sin zapatos y con los calcetines aún tibios, para ver Los caballeros del zodiaco. En una ocasión, tras una semana de exámenes, me quedé profundamente dormida. Mi hermano sacudió mi hombro y apenas me vio reaccionar con un leve bostezo, me dijo: “¿Vas a perderte Sailor Moon?” Al fin reaccioné. Era otra de las series que seguía religiosamente cada semana.

Yo sólo era una niña fascinada ante cosas descomunales: chicas que de la piel rezumaban centellas de colores. Ante los desafíos permanecían concentradas, poseídas por un superinstinto de pelea, mientras una expresión fiera las hacía fruncir el ceño. Me obsesionaba con aquellas nubes que se formaban (campos de energía, en esa preciosa jerga del anime) alrededor de las guerreras, recubriéndolas para hacerlas intocables, llenas de seguridad, imperturbables.

A su vez, todas las sailors eran amigas. La lealtad, fuerte lazo incorruptible, las hacía inquebrantables. Así fue como se creó el personaje colectivo Sailor Moon, porque, dicho sea, sólo así podía comunicarme con los demás (no otakus) para que ellos entendieran de lo que hablaba (a mi madre le pedía que me peinara con una coleta como la sailor moon verde).

Con cada capítulo la emoción crecía y, como tenía que esperar una semana para ver de nuevo los programas, no tardé en darle vida a mis historias alternativas (una especie de fics, pero mezclando a mis humanos favoritos). Así nació, por ejemplo, la linda Yaz, muy parecida a Amy Mizuno, cuyo cortecito de cabello y tremendísimos ojos hicieron posible la analogía. Una de mis primas era Mina, siempre tan cariñosa y franca, quien me tomaba de la mano para jugar, como lo hacían las mejores amigas. También, debo aceptar, hubo tiempo para las marañas y el disfraz para un Mamoru Chiba, cuya silueta la cubría un tuxedo en lugar de uniforme escolar, y su rostro siempre lo acariciaba un halo de luz (no por nada, la única vez que rozamos nuestros meñiques por accidente, creí en el destino).

Hay tantos entrecruzamientos; muchos de ellos, entrañables, y continuarán mientras tenga gente a quien amar.

Mientras, seguiré construyendo mi exoesqueleto, para andar con más firmeza, para hurgar en el mundo de vez en vez, y después volver a esta casita de la que apenas hay un techado. Comienzo con una “habitación propia”.

VIDEO

Foto: internet